¿Qué es la mediación?

1. El objetivo de la mediación

La mediación tiene como objetivo promover la resolución extrajudicial de conflictos en interés de las partes, pero también en beneficio de las autoridades judiciales, que se ven así liberadas de casos o de una mediación exitosa.

En general, se recurre a la mediación sobre todo cuando se trata de restablecer o preservar los vínculos sociales o de ponerles fin de una manera más adecuada que mediante una acción judicial. La mediación es, por tanto, especialmente apropiada en los conflictos familiares, de herencia o comerciales.

2. Definición

Aunque no existe una definición legal, se puede afirmar que la mediación es un proceso facultativo, generalmente a cargo de las partes, llevado a cabo en un entorno confidencial. Está basado exclusivamente en la voluntad común de las partes de encontrar una solución transaccional con total independencia, con la ayuda de un tercero mediador neutral, independiente e imparcial, que está obligado a guardar secreto sobre los hechos de los que haya tenido conocimiento en el transcurso de la mediación y está obligado a recusar si interviniera en calidad de magistrado o funcionario judicial.

3. La mediación frente a la resolución judicial de conflictos

A diferencia de la resolución judicial de conflictos, la mediación refuerza el papel de las partes devolviéndoles el poder de decidir por sí mismas el resultado de su conflicto.

En concreto, se trata de que las partes discutan juntas para encontrar, con la ayuda de un tercero mediador, una solución mutuamente satisfactoria fuera de los tribunales. Es decir, una solución que aborde el conflicto en su conjunto, con todos sus aspectos, incluidas las emociones, preocupaciones, motivaciones, necesidades, valores e intereses de las partes, que no necesariamente se tienen en cuenta en la justicia tradicional.

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.